COVID-19: IMPRIME TU TARJETA DE CAMPO EN CASA ANTES DE IR AL CAMPO DE GOLF

Consulta e imprime las tarjetas de campo de los campos de golf de España. El uso de la tarjeta del recorrido de los campos de golf no se limita a torneos o una partida con amigos. Su uso en las salidas individuales, rondas de entrenamiento o por diversión pueden ayudarnos a mejorar nuestro juego. El análisis de los resultados obtenidos cada vez que salimos a jugar nos ayudará en el proceso de mejora.

Llevar la tarjeta de campo siempre que salimos a jugar al golf es una buena práctica. Cuando no estamos jugando un torneo, la tarjeta de recorrido del campo de golf se puede usar para apuntar, además de los golpes, aspectos en los que estamos trabajando o sobre los que queremos llevar un seguimiento. Por ejemplo: palo de salida, calles cogidas, greenes en regulación (GIR), putts, sacadas de bunker exitosas, fallos en el juego corto, etc.

Si durante la partida apuntamos lo que ha sido el juego, y al llegar a casa, ya en frio, hacemos el análisis de la tarjeta de recorrido entenderemos lo que realmente ha pasado. Esto nos ayudará a no frustrarnos, identificar los aspectos a mejorar e incluso perfeccionar la estrategia de juego para ganar al campo la próxima vez.

TARJETAS DE CAMPO PARA IMPRIMIR Elige el campo de golf y tipo de Tarjeta


Se puede elegir entre imprimir la tarjeta de campo con la información de una barra de salida en particular o versión estándar, con la información de las barras blancas, amarillas, azules y rojas. Si el campo de golf seleccionado no tiene alguna de estas barras, la opción estándar mostrará la información de las barras que tenga de esas cuatro.

Por defecto, esta seleccionada la opción “Color” como tipo de impresora, si se va a imprimir en blanco y negro, os recomendamos elegir la opción “B/N” para que los valores de los metros de cada barra se vean con mayor claridad. La impresión se puede hacer en folios, se imprimen 3 tarjetas por folio.


El análisis de los datos que apuntamos en la tarjeta de campo cada vez que jugamos, nos ayudará a identificar nuestros puntos débiles y fuertes. El seguimiento de los resultados puede hacernos ver alguna tendencia tanto en la vertiente negativa (por ejemplo, poco acierto en los greenes) como positiva (por ejemplo, mejora en distancia). Anotar nuestros resultados cada día de golf y seguir la evolución de nuestro juego a lo largo del tiempo nos ayudará a mejorar y seguir motivados, incluso después de los días malos.

Cuando estamos jugando un torneo de golf o una partida con amigos donde nos intercambiamos las tarjetas, en la tarjeta de recorrido se apuntan los golpes del jugador al que estamos marcando y en la fila “Marcador” vamos anotando nuestros golpes para repasar al finalizar el torneo o partida nuestro resultado con el resultado que ha anotado nuestro marcador y viceversa.

Una vez se llega a casa, después de un torneo o partida con amigos, se puede anotar en una tarjeta los resultados obtenidos junto con otras anotaciones para analizar cómo ha sido el día de golf. El análisis es importante para sacar conclusiones de los fallos y aciertos, y para trazar un plan estratégico de cara a volver a jugar ese campo.

IMPORTANTE: No ralentizaremos el juego por apuntar. En los torneos de golf, es recomendable apuntar el resultado del jugador que estas marcando y tu resultado (en la fila "Marcador") al terminar cada hoyo. Si no estamos jugando torneo, y no podemos seguir un buen ritmo de juego y apuntar, podemos hacerlo al terminar o en casa.

Apunta y analiza tus rondas de golf Mejora usando la tarjeta de campo cuando entrenas

Un resultado malo, no tiene por qué significar que has jugado mal. Al finalizar un partida de golf con un resultado peor del esperado, a la pregunta  "¿Qué tal ha ido?", normalmente nuestra contestación inmediata suele ser un "mal" tajante.

Según avanza la conversación y comentamos como ha trascurrido la partida,  vamos relajando ese "mal" inicial. Inconscientemente al hablar sobre la partida, al hacer un recorrido sobre los golpes que hemos hecho, estamos haciendo un análisis de cómo ha sido la partida. Como en todo análisis, sacaremos conclusiones. Por ejemplo, "hoy tenía muchas expectativas y al hacer bogey en el 1 me ha desmotivado", "empecé frio", "en la segunda vuelta me encontraba cansado y me forré", "me desmotivé al hacer un doble bogey en el hoyo hándicap 1 y no me tenía que haber venido abajo porque es un hoyo muy difícil y hoy además había mucho viento en contra", etc. Seguramente, la mayoría de las veces, las conclusiones que sacamos, nos hacen ver que el día no ha sido tan malo como lo habíamos sentido en un principio.

Si durante la partida apuntamos lo que ha sido el juego, y al llegar a casa, ya en frio, al hacer el análisis de la tarjeta de campo entenderemos lo que realmente ha pasado, lo bueno y lo malo.

Esto nos ayudará a no frustrarnos en los días malos, identificar los aspectos a mejorar e incluso perfeccionar la estrategia de juego para ganar al campo de golf la próxima vez. Las tarjetas de los días buenos, son para "enmarcar".